FANDOM


Rand Estandarte.jpg

Rand al'Thor con el Estandarte del Dragón

La Tercera Era de la Rueda del Tiempo comienza con el caos y la destrucción del Desmembramiento del Mundo que dio por finalizada la idílica Era de Leyenda (la Segunda Era) y finalizará con la Última Batalla, que conducirá a la Cuarta Era en el eterno girar de la Rueda. La Tercera Era es la era en la que las novelas de La Rueda del Tiempo tienen lugar.

En ocasiones la Tercera Era es llamada la Era de Profecía, pues durante toda su extensión se ha profetizado que el Dragón renacerá para combatir y derrotar al Oscuro, y las Aes Sedai de la época han tratado de preparar a la humanidad para dicho enfrentamiento.

La Tercera Era ha durado unos 3.500 años aproximadamente, y ha sido dividida en tres épocas, que coinciden someramente con los calendarios existentes: Después del Desmembramiento (unos 1.350 años), los Años Libres (1.135 años) y la Nueva Era (1.000 años). La secuencia principal de los libros de La Rueda del Tiempo comienza en el año 998 NE.

Después del Desmembramiento (DD) Editar

Diez Naciones.jpg

Las Diez Naciones

Se considera que el Desmembramiento del Mundo finalizó con la muerte del último varón enloquecido a consecuencia de la Corrupción del Saidin, aunque su severidad había ido decreciendo a medida que más y más hombres morían. Las ciudades de Tear y Mainelle (más tarde conocida como Tanchico) fueron fundados al poco de finalizar el Desmembramiento, e incluso algunos teorizan con que la Ciudadela de Tear fue construida unos años antes. El calendario tomano fue adoptado tomando como referencia precisamente el fin del Desmembramiento del Mundo, ya que se perdieron todas las menciones a la cuenta de los días y de los años de la Era de Leyenda se habían perdido para siempre.

En las décadas posteriores las Aes Sedai se reagruparon y fundaron la ciudad de Tar Valon, desde la cual comenzaron a regir el destino del mundo. Esta decisión no fue unánime, sino que hubo bastantes divergencias y luchas internas, que finalizaron tras la caza y probable neutralización de las descontentas. Al final de estos años, el aspecto de Tar Valon y de la Torre Blanca ya son prácticamente los mismos que mantienen durante el resto de la Era, con los siete Ajahs conformados y una Sede Amyrlin como máxima dirigente de las Aes Sedai.

Bajo la guía y el apoyo de las Aes Sedai, la humanidad se repuso rápidamente y comenzó a agruparse en torno a fabulosas ciudades construidas por los Ogier. En apenas dos siglos surgieron las Diez Naciones, poderosos reinos que se repartieron las Tierras Occidentales con el beneplácito de Tar Valon. En el año 209 DD se firmó el Pacto de las Diez Naciones, con el cual se mantuvo la paz y la estabilidad durante los mil años posteriores, exceptuando algún que otro conflicto fronterizo. La humanidad floreció y volvió a prosperar, hasta el punto de pensar que la gloria de la Era de Leyenda podía ser recuperada. Desgraciadamente, todas las esperanzas se truncaron cuando las Diez Naciones fueron invadidas por enormes hordas de Engendros de la Sombra, dando inicio a la terrible Guerra de los Trollocs, que durante cerca de 350 años asolaron el mundo.

Manetheren.jpg

Batalla frente a las puertas de Manetheren.

Apenas se tienen datos de cómo transcurrieron los años Después del Desmembramiento en otras regiones del mundo. En esta época los Aiel se establecieron en el Yermo y se procedió a construir la ciudad inacabada de Rhuidean. En Seanchan no se llegó a formar ninguna nación estable, y las Aes Sedai allí presentes se convirtieron en las máximas dirigentes, en medio de un mosaico de reinos que conspiraban y se traicionaban entre sí. Sin embargo, en Seanchan corrieron más suerte que en las Tierras Occidentales, pues los Trollocs y Myrddraal habían sido aniquilados tiempo atrás, y no tuvieron que sufrir la terrible Guerra de los Trollocs.

Años Libres (AL) Editar

Con la derrota de los ejércitos de la Sombra y su regreso a la Llaga después de la Batalla de Maighande, la humanidad tuvo una segunda oportunidad de recuperarse, tras tanta muerte y sufrimiento. El calendario gazariano fue adoptado, eligiendo como año cero el momento en que las Tierras Occidentales se vieron libres de la amenaza de los Trollocs. Por aquel entonces, cinco de las Diez Naciones habían sido destruidas en las luchas, y las otras cinco estaban a punto de colapsarse a consecuencia de los daños sufridos. En los 100 primeros años de la nueva época surgieron nuevos reinos, un total de 29, más pequeños, inestables y menos avanzados y poblados que las fabulosas Diez Naciones, ya una leyenda en la memoria de la gente.

Las Aes Sedai no consiguieron en esta época unir a los numerosos reinos y una sola alianza, y aunque no pudieron evitar perder la influencia que desplegaron en las Diez Naciones, sí lograron impedir que surgiesen guerras y otros conflictos más allá de luchas fronterizas durante ocho siglos. En 939 AL, un hombre llamado Guaire Amalasan se proclamó el Dragón Renacido y con una sorprendente velocidad conquistó el oeste y el sur del continente antes de ser derrotado por el rey Artur Paendrag Tanreall de Shandalle en la épica Batalla del Paso de Jolvaine. Amalasan fue capturado y amansado en Tar Valon, y en las décadas siguientes el poder de Artur Paendrag Tanreall, conocido ya como Artur Hawkwing creció hasta tal punto que formó un imperio que abarcaba la totalidad de las Tierras Occidentales, salvo Tar Valon.

Bandera Hawkwing.jpg

Bandera del Imperio de Artur Hawkwing

Sólo se puede fantasear sobre hasta dónde podría haber llegado la expansión del imperio de Artur Hawkwing si éste no hubiera centrado los últimos años de su vida en sitiar Tar Valon, siguiendo las taimadas palabras de uno de sus consejeros y sus ansias de venganza hacia la Amyrlin Bonwhin Meraighdin, responsable de haber conspirado con otros reyes en su contra. Hawkwing no se preocupó por estabilizar su imperio, sino que envió a dos de sus hijos mayores en búsqueda de nuevas conquistas, a Seanchan y Shara. De la última de esta flotas no han quedado rastros, mas de la primera se ha descubierto ha poco tiempo que logró sojuzgar a todo Seanchan, en el proceso conocido como la Conquista, y formar un enorme imperio que ha subsistido durante los mil años siguientes.

El imperio de Hawkwing fue muy efímero, y sólo duró hasta la muerte del Gran Rey, en 994 AL. La ausencia de herederos sanguíneos y los intentos de generales y gobernadores locales de mantener unido el imperio fracasaron estrepitosamente, de tal forma que se produjo el segundo mayor conflicto bélico de la era tras la Guerra de los Trollocs, la Guerra de los Cien Años, que durante unos 120 años devastó el continente.

Nueva Era (NE) Editar

Se cree que la Guerra de los Cien Años finalizó en 1135 AL, mas la fecha precisa no es conocida debido a la pérdida de registros históricos. Para celebrar el fin de la guerra, se estableció un nuevo calendario, el farede, que es el que aún se sigue empleando. La humanidad se encontraba en su momento crítico, más empobrecida, y con menos recursos y tecnologías que en el pasado, inmersa en un continuo decrecimiento. De los 24 nuevos reinos que nacieron de las cenizas del imperio de Hawkwing, diez desaparecieron en los siglos posteriores, y sus tierras no fueron reclamadas por ninguna otra nación, permaneciendo como terrenos baldíos y escasamente pobladas.

El prestigio de las Aes Sedai experimentaba una lenta pero imparable caída. Aunque todos los gobernantes seguían contando con consejeras Aes Sedai (quisieran o no admitirlo en público), los números de novicias en la Torre Blanca no dejaban de descender. La reputación de las Aes Sedai se ha visto dañada por la opinión vertida por una nueva organización, los Hijos de la Luz, que las consideran Amigas Siniestras.

Guerra Aiel.jpg

Guerra de Aiel

Las guerras se han multiplicado en los últimos años. Además de los constantes luchas fronterizas entre Andor y Cairhien, Tear e Illian y Tarabon y Arad Doman, en los últimos cincuenta años han surgido dos grandes conflictos que han implicado a más naciones: la Guerra de los Capas Blancas en 957 NE y la Guerra de Aiel de 976 a 978 NE. La degradación de la sociedad y la aparición de guerras civiles, invasiones, hambrunas, desastres naturales y burbujas malignas a partir de 998 NE es un claro indicativo para todo el mundo que la Última Batalla se encuentra próxima, y en ella no sólo finalizará la Tercera Era, sino que se decidirá el futuro de la humanidad y de la mismísima Rueda del Tiempo.

La influencia del Oscuro es fácilmente perceptible en el mundo, los Renegados han sido liberados y el Dragón Renacido ya ha sido proclamado como tal. Una tras otra, las naciones están aliándose y haciendo frente a la adversidad, tratando de prepararse para la lucha definitiva, que marcará su época. Es de suponer que en 1000 NE ocurrirá la Última Batalla, y que ésta tendrá como principales participantes frente a los Engendros de la Sombra no sólo a los reinos de las Tierras Occidentales, sino también a los Aiel, los Seanchan, los Hijos de la Luz, las Aes Sedai y los recién formados Asha'man.

Principales eventos Editar

Icono Rueda.svg.png
Artículo principal: Cronología de la Tercera Era

Después del Desmembramiento

Años Libres

Nueva Era

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

También en FANDOM

Wiki al azar